Internet of things

La inversión en seguridad para IoT alcanzará los $348 millones en este 2016

Fuente: Gartner – www.gartner.com/newsroom/id/3291817

Según las previsiones de Gartner, el mercado de la seguridad para IoT crecerá a nivel mundial en 2016 un 23,7% con un gasto de 348 millones de dólares. Este crecimiento se mantendrá en los próximos años, según la consultora, y podría llegar a los 547 millones de dólares en 2018. Desde 2014, en que se registraron 231,86 millones de dólares, el gasto en seguridad IoT no ha dejado de crecer y parece que la tendencia va a mantenerse en los próximos años.  A partir de 2020 se prevé que el ritmo de crecimiento sea mucho más rápido que en la actualidad gracias a elementos como la mejora de habilidades, cambios organizativos y opciones de servicio más escalables que ayudarán también a mejorar la ejecución.

“El mercado de los productos de seguridad para IoT aún es pequeño pero irá creciendo a medida que los consumidores y las compañías empiecen a utilizar grandes cantidades de dispositivos conectados”, explicó Ruggero Contu, director de investigación de Gartner. Y es que según las predicciones de la consultora, en 2016 habrá más de 6.400 millones de dispositivos conectados a nivel mundial, un 30% más que en 2015. Estos dispositivos podrían aumentar hasta los 11.400 millones de unidades en 2018. “Sin embargo, existen diferencias entre los sectores industriales como resultado de sus distintos niveles de priorización y concienciación sobre seguridad”, aseguró Contu.

Como apunta Gartner en su informe, el crecimiento en este mercado dependerá de la adopción del IoT por parte de los consumidores y de las compañías y muy probablemente estará liderado por los coches conectados junto con otros vehículos y máquinas de uso más complejo  como camiones,  aviones comerciales o maquinaria agraria o de construcción.

En el apartado concreto de seguridad, Gartner estima que en 2020, más del 25% de los ataques a empresas estarán relacionados con el IoT, aunque estas dedicarán menos del 10% de su presupuesto de seguridad a esta tecnología. Por eso, Gartner identifica como reto para los proveedores la capacidad de proporcionar funciones de seguridad para IoT usables partiendo de presupuestos limitados y de un acercamiento descentralizado a la primeras implementaciones de IoT en las organizaciones. Los proveedores estarán más enfocados en detectar vulnerabilidades y exploits que en la segmentación y otras medidas a largo plazo para proteger mejor IoT.

 “Se espera que los esfuerzos en cuanto a seguridad para IoT se focalicen cada vez más en la gestión, la analítica y el aprovisionamiento de los dispositivos y sus datos”, explicó Montu. “El futuro de la seguridad de los servicios en la nube está relacionado en parte, con el futuro del IoT. De hecho, la fortaleza necesaria para el crecimiento del IoT no podrá darse sin unos servicios de seguridad en la nube que permitan un nivel aceptable de operación para muchas organizaciones de una manera rentable”. Las predicciones de Gartner apuntan a que en 2020, más de la mitad de implementaciones IoT utilizarán algún servicio de seguridad basado en la nube.